5 ejercicios para superar un mal día en el trabajo

0
172

Hay días en los que amanecemos con el pie izquierdo y no ves la hora de llegar a tu casa y relajarte. El problema es que tu jefe necesita un proyecto urgente, tu hijo quiere que lo ayudes con su tarea y el tráfico está más denso de lo normal. 
Afortunadamente no todo está perdido y existen maneras para superar un mal día. Un reportaje publicado por Universia México nos da la solución: practicar cualquiera de estos 5 ejercicios para superar un mal día en el trabajo.
1. Hacer Pilates o Yoga
Las malas posturas terminan por generar muchos dolores articulares que de no revertirse pueden llegar a afectar nuestro estado de ánimo. Para no llegar a este punto, los especialistas recomiendan practicar ejercicios de Pilates o Yoga.
Aseguran que no solo desaparecerán muchos de los dolores que vamos arrastrando, sino que también lograremos sentirnos más relajadas y con un organismo más oxigenado.
Digamos ¡adiós!, a los malos humores y disfrutemos de cada día, inclusive, en el trabajo.
2. Ejercicios mientras estás sentada 
Pasar tantas horas frente a un escritorio termina por cansarnos o despertar algunas molestias físicas. Lo aconsejable para evitar esta clase de situaciones es cada cierto bloque de tiempo dedicar algunos minutos a rotar los hombros, hacer movimientos con el cuello, estirar las piernas, mover los brazos, relajar la espalda, entre otros pequeños y sencillos movimientos.
3. Dedica tres minutos a respirar
Cuando percibamos que todo comienza a molestarnos, no hay nada mejor que destinar unos minutos a respirar profundamente. Cerremos los ojos, llenemos los pulmones, expulsemos el aire suavemente al menos por unos tres minutos; una vez acabado esto, nos sentiremos más relajadas y oxigenadas.
4. Elimina la tensión de la espalda y las cervicales
Se trata de las dos regiones donde se acumula más tensión, así que poner en práctica el siguiente ejercicio nos será de mucha utilidad.
Acostadas sobre una superficie plana llevamos las dos piernas flexionadas hasta el pecho, luego tomamos las rodillas e intentamos girar hacia arriba y abajo.
5. Haz ejercicio en la mañana
Para asegurarnos de que comenzaremos el día con buen ánimo nada mejor que hacer una sesión de ejercicio temprano por la mañana. Ya sea un rato en el gimnasio, corriendo por el parque o practicando natación o cualquier otro deporte que nos guste, la actividad física nos permitirá sentirnos relajadas y de buen humor.
Digamos ¡adiós!, a los malos humores y disfrutemos de cada día, inclusive, en el trabajo.

No hay comentarios

Deja un comentario